Mentiras repetidas (y verdades ocultas) en las cinco guerras imperialistas (y neocoloniales) en los ultimos 20 años

Iraq 1991, Yugoslavia 1999, Afganistán 2001, Iraq 2033, Libia 2011

Mentiras repetidas (y verdades ocultas) en las cinco guerras imperialistas (y neocoloniales) en los ultimos 20 años

Autor: Marinella Correggia

 

 

 

 

Desde 1991, para el control del petróleo y para el monopolio geoestrategico , hasta hoy (hasta la fecha) se desarrollaron 5 guerras directas occidentales – con sus petromonarquias aliadas – para el petroleo y razones geoestratégicas de control. Acompañadas  por una fuerte y bien organizada propaganda, en la cual colaboraron los gobiernos, los sectores militares, los medios: juntándose para dar una aparencia “humanitaria” y/o al menos “justa” a las bombas.

 

PRIMERA PARTE. RESISTIR A LA PROPAGANDA DE LAS GUERRAS FUTURAS

Desde 1991 la llamada “comunidad internacional”, en el cuadro de la Onu, y/o de la Otan o de las “coaliciones de aliados-voluntarios”  empezó cinco guerras: contra Iraq en 1991, contra Yugoslavia en 1999, contra Afganistán en 2011, contra Iraq en 2003, y  contra Libia en 2011. Tres de estas guerras todavía siguen.  Estan siguiendo todavía. Entre una guerra y la otra, los servicios secretos occidentales apoyaron a muchos tentativos de golpe, aun no siempre exitosos (como lo de abril 2002 contra el presidente Hugo Chávez de Venezuela). Promedio  los Estados Unidos bombardearon un país 27 veces desde 1945, siempre pretendiendo que era justificado para  razones “humanitarias” y/o “justas” (1); y  los servicios de inteligencia hicieron muchas “guerras sucias” de procuración.

Los resultados de todas estas guerras fueron y son tan criminales que, así como declararon los militantes de la Alianza Bolivariana Alba (Alba) en el caso actual de Libia, muchos se preguntan qué autoridad moral  tienen los países occidentales paraq hacer estas intervenciones “humanitarias”, que en realidad representan los peores genocidios de las ultimas décadas?

Pero regresamos a las 5 mayores guerras occidentales desde 1991. Cada vez, los pueblos de los países miembros de la Onu, o de los países que emplean sus hombres,  sus armas y, sobre todo sus aviones de muerte en la guerra, están engañados con un montón de mentiras, gracias a la colaboración entre gobiernos, medios, fuerzas armadas. Con la misma ocultada verdad, que huele a masacre y destrucción total.

El periodista y activista, Michel Collon (con los articulos del sitiowww.michelcollon.info), evidencia las cuatro reglas básicas de la desinformación bélica: satanizar al enemigo (representando su gobierno, sus soldados y tal vez su pueblo come diablos o cómplices); no ubicar el contexto geográfico e histórico real; ocultar los verdaderos intereses de quien maneja la guerra; hacer olvidar las manipulaciones mediáticas del pasado (organizando una amnesia generalizada para que las poblaciones acepten esta nueva guerra).

Este texto tiene como objetivo ubicar estas mentiras para que no sean olvidadas hasta la…próxima guerra. De manera tal que la próxima vez los pueblos reclamen y se opongan, ya que no existen guerras “humanitarias”. Y como dijo Einstein: “la guerra no se puede humanizar, solamente podemos abolirla”.

Italia, el país de donde escribo, participó servilmente en todas estas cinco guerras…Desde Italia, la guerra contra Libia es un caso especial: hace exactamente cien años, en 1911, Italia empezó una atroz colonización de Libia, durante la cual por primera vez, el mundo, experimentó a Kofra la “eficiencia” de la aviación militar en bombardear con armas químicas a los civiles libios que resistían, destruyendo también los cultivos (2). Hace ochenta años, en 1931, acabaron la resistencia del pueblo libio con el asesinado de parte de los fascistas de Omar Al Mukhtar, héroe de Libia. En 2011 Italia participa en esta nueva guerra de la Otan contra Libia.

NOMBRES y RAZONES OFICIALES  DE LAS CINCO GUERRAS

Los mismos nombres de las guerras hablan por si mismos.

En 1991 contra Iraq la acción autorizada por el Consejo de Seguridad de la Onu fue llamada por los estadounidenses “Desert Storm” (“Tormenta en el desierto”); mas púdicamente, en Europa fue una “Operación de policía internacional”, la razón oficial fue la invasión Iraqí de la petromonarquia de Kuwait.  En 1999 contra Yugoslavia/Kosovo, la acción de la Otan se llamó “Determined Force" (“Fuerza Determinada”); el nombre mas popular fue el famoso: “Guerra humanitaria”; la justificación era “parar el genocidio del “pueblo kosovar” de parte del gobierno de Serbia”.

En 2001 contra Afganistán la operación anglo-estadounidense  (sin el mandado de la Onu) fue llamada “Enduring Freedom“ (algo como “Libertad durable”) y formó parte de la “guerra contra el terrorismo”; su razón fue luchar contra los mandantes del acto de terrorismo a las Torres Gemelas de New York, y por supuesto…"liberar a las mujeres afganas".

En 2003 contra Iraq la operación de una “coalición de aliados voluntarios” (sin el mandato de la Onu)  se  llamó “Shock and Awe” ("Aterrar y Espantar") y también “Guerra preventiva”. 

En 2011, la guerra contra Libia, que empezó formalmente bajo la resolución 1973 del Consejo de Seguridad Onu , empieza en marzo como “Odyssey Dawn”, que cambió de nombre después de pasar bajo el comando de la Otan con “Unified Protector” (“Protector Unificado”); la justificación es de “proteger al pueblo libio” o (para los de “izquierda”…) “apoyar las fuerzas revolucionarias de liberación de Libia”. En realidad, el objetivo (declarado, a veces!) es apoyar a un cambio de régimen en favor de una parte de los armados opositores, los cuales tan revolucionarios no parecen: por lo pronto, llamaron a la Otan, a mas armas, mas bombas, mas dinero, mas “consejeros” militares, y ahora las tropas Otan de tierra.

Como en los otros casos, la guerra contra Libia tiene sus objetivos reales muy diferentes de los declarados, como explica claramente Michel Collon: controlar el petroleo, provocar cambios de régimen; bloquear los esfuerzos de  unidad de los países africanos, y afirmar a la Otan como gendame del mundo, también de África. ¿Qué mas claro? Además, Libia nunca aceptó apoyar a la Otan ni el US Africa Command (3).

PRIMERA PARTE. LAS MENTIRAS

Los medios occidentales, también los de izquierda, fueron completamente apáticos sobre la posición de sus gobiernos belicosos y de los militares, en los cinco casos, a excepción parcial de la guerra en Iraq en 2003 (Bush no le gustaba a muchos europeos…).  En el caso de Libia 2011, la adhesión mediática al belicismo es la máxima registrada.

Técnica de propaganda 1: « los civiles », « hay masacres de civiles »(genocidio, fosas comunes, atrocidades del enemigo) 

Iraq 1991: una mujer que se declaró enfermera explicó dramáticamente al Congreso de Estados Unidos que los soldados iraquíes eran responsables de atrocidades contra los civiles Kuwaitíes: por ejemplo “desconectaron las incubadoras para matar a los bebés”. Después, se descubrió que eran todas mentiras, que la enfermera era una princesa de la familia real kuwaitiana y que este show fue fabricado por una agencia estadounidense de relaciones publicas, la Hill & Knowlton.

Yugoslavia/Kosovo 1999: para el ataque Otan a Yugoslavia fue clave otra mentira: la “masacre de civiles” a Racak (Kosovo), y la amenaza de un genocidio de kosovaros de parte del gobierno de Serbia. En realidad se trató de un combate entre dos ejércitos, provocado por los independentistas de la Uck. Se habló también de “fosas comunes”, pero hace tiempo se descubrió que no habia ningún genocidio en el acto, ni fosas comunes, y que los kosovaros empezaron a irse cuando las bombas de la Otan empezaron a caer sobre sus cabezas, y que las victimas del odio étnico era tanto los kosovaros como los serbios..

Afganistán 2001: la masacre de las Torres Gemelas “necesitaba” de un intervención militar… ¡contra el pueblo afgano!

Iraq 2003:  ¿Lo más que el estadounidense Rumsfeld pudo presentar a la Onu fue un tubo de ensayos de vidrio relleno de las terribles armas químicas de Saddam? Fue una visión increíble. Sin embargo la guerra contra Iraq empezó y la masacre allí sigue.

Libia 2011: durante los primeros días de la revuelta, el 23 de febrero un falso representante del Tribunal Penal Internacional, Sayed al Shanuka (o El-Hadi Shallouf) desde París habló al mundo de un “genocidio”, declarando  a la eminente saudita El Arabyia que las tropas de Qadafi habían producido “10.000 muertos y 50.000 heridos” (las cifras del gobierno eran 300 muertos durante los enfrentamientos); sin fotos ni pruebas. El día siguiente, el Tribunal Penal Internacional   declara (4) que este señor no es ni miembro ni asesor del Tribunal. Sin embargo esta mentira le da la vuelta del mundo y tiene el efecto deseado: “sin una intervención internacional de apoyo, los mercenarios asesinos de Qadafi entrarán a Bengazi para causar un genocidio”. Así nuevamente se forma el consenso a la guerra.

Paralelamente, el 22 de febrero la prueba de un “video amateur”, que aparece en www.onedayonearth.org, muestra en la localidad de Ashaat Cemetery, fosas individuales cerca de la playa con hombres que tranquilamente andaban manejando. Gracias a esta desinformación,  el mundo podrá constatar un “entierro en masa de los asesinos dirigidos por Qadafi” o, peor, la existencia de “fosas comunes”. Después se averiguó que se trataba de un cementerio normal, que existía hacía muchos meses … Pero todos creyeron lo del “entierro en masa”. Y se justificó mas la convicción que sin la no-fly zone antes, y las bombas de Otan después, en Bengasi habría habido una masacre.

Para justificar la guerra, se explicó que la aviación de Qadafi bombardeó los barrios de Trípoli. En realidad, ningún área de Trípoli está destruida; primero los satélites rusos lo verificaron, y después lo han confirmado periodistas y pacifistas (5).

Existen foto de masacres de civiles en otras ciudades libias, ¿Adyabyiah, Misratah? Los rebeldes saben provocar mucha confusión entre la idea de “victimas civiles” y la idea de “victimas armadas”. Las, no muchas fotos, muestran en realidad una mayoría de hombres muertos sin uniformes militares, pero eso no significa que estos cadáveres son de civiles: muy probablemente se trata de rebeldes armados. Pregunta: ¿matar a rebeldes armados (que organizaron una revuelta con el apoyo de servicios secretos extranjeros) es un crimen internacional?

Seguramente en esta guerra interna de Libia y también en el caso de la guerra aérea com0 la de la Otan, hay “efectos colaterales” sobre los civiles. Pero las responsabilidades son compartidas por todos.

En un articulo (!) en el New York Times, los tres “líderes de la coalición de voluntarios” Obama, Sarkozy, Cameron, escriben a mediados de abril: “Miles de vidas fueron salvadas por la intervención. Pero el pueblo de Libia sigue sufriendo horriblemente cada día a manos de Qadafi. Sus misiles matan a civiles no armados en Ajdyabija. Misratah es aislada. Las pruebas de los abusos crecen cada dia”. Por supuesto si la agencia libia Jana escribe que los civiles en Misratah y en Aziziya fueron muertos por la agresión, se la ignora. Es “propaganda de Qadafi”.

Fue sencillo también utilizar las palabras de Seif Al Islam (hijo de Qadafi), que declaró: “Si va a ser necesario, vamos a armar 5 millones de libios y van a correr ríos  de sangre”.  Los medios aislaron los “ríos de sangre”, cambiándole el sentido a la frase.

Resultado: todo el mundo dice, como Tahar Ben Jalloun, el famoso escritor maroquí: “Si un jefe mata miles de ciudadanos, hay que pararlo”.

Técnica de propaganda 2: guerra justa », « derecho internacional », « derechos humanos »…

Las cincos guerras fueron siempre presentadas como buenas. Si no se justificaban para « proteger los civiles de una masacre », como fue en 1999 y ahora en 2011, eran para « respetar el derecho internacional ». En el caso de Irak en 1991, la Carta de la Onu efectivamente permite una acción cuando hay una amenaza a la paz o una invasión. Pero ¿por qué se utilizó solamente contra Irak?. En el caso de Afganistán,  era para derrotar el terrorismo. En el caso de Iraq 2003, era para luchar contras las armas de destrucción masiva prohibidas por las leyes internacionales.

Sin embargo,  todas estas guerras fueron una violación del derecho internacional y en muchos casos también provocaron crímenes de guerra (ver después). Y cuando los occidentales hicieron la guerra bajo una resolución de la Onu, siempre la violaron, como es el caso de la resolución 1973 de la no-fly zone para la protección de los civiles libios, se convirtió en bombas sobre la población de Trípoli y en apoyo directo a los rebeldes en los enfrentamientos terrestres. En general, la Onu no puede intervenir en caso de guerra interna, como fue en Kosovo y en Libia, que ahora justifica diciendo que « los kosovaros y libios lo pidieron al mundo »; sin embargo, a pesar del hecho que solo una parte de la población lo pida, la intervención con bombas es ilegítima.

Otra mentira frecuente es : « El enemigo tiene armas de destrucción masiva », prohibidas por el derecho internacional. Lo decían para Iraq (donde fue la causa oficial de la guerra en 2003), lo dijeron en el mes de marzo para Libia (« Qadafi tiene armas químicas en el desierto ». Sin ninguna prueba. Al contrario,  son los gobiernos occidentales, los que utilizan armas no convencionales, como el uranio empobrecido, en Iraq, Yugoslavia, probablemente Libia, y como el fósforo blanco en 2004 en Falluja (Iraq). Y ahorita, en este abril 2011, el Pentágono ordenó un test de la bomba nuclear B61-11. ¿Por qué?

Tecnica de propaganda 3: Demonización del enemigo (« nazis, mercenarios, usan escudos humanos, violan »)

« Saddam=Hitler ». « Hitlerosevic ». « Ghaddafi tirano». Eran, y son, títulos de los periódicos, en Italia y no solamente. Si los actores occidentales y las petromonarquías aliadas tienen que  ser los buenos de la historia y los que hacen solamente guerras justas, los otros tienen que ser, a la fuerza, los malos absolutos.

Desde Iraq 1991, la demonización no se limita al jefe. Si el enemigo es siempre un dictador feroz, sus soldados no se llaman soldados, sino se les dice “mercenarios”, “terroristas”, “milicianos”, y “francotiradores”. Soldados que muchas veces veces no eran profesionales, no eran voluntarios (a diferencia de los de EEUU, UK, Otan, Italia, Francia… todos profesionales), sin embargo eran pintados como brutos, criminales, nazis.  Así, condenados dos veces: en el campo, con una muerte probable de parte de los aviones de los cuales no pueden defenderse; y en su honor (aun bélico). También el dolor de las madres de estos soldados debe ser doble.

Cuando no son demonizados, los soldados de los otros son ignorados como seres humanos. Un detalle final: en 1991, la televisión Italiana, presentando el resultado de una acción militar en Iraq dijo textualmente:

”En esta fase se murieron millares de militares iraquíes y también, por mala suerte, 180 marines”. Este “mala suerte” no amparó a los Iraquíes, por supuesto. Lo mismo se está haciendo en el caso libio: de los insurgentes se dice que “mataron a 8 rebeldes”, de los del ejército libio se dice solamente que  ”destruyeron 8 tanques” (como si no había ningún muerto en el interior del tanque destruido).

¿Y qué decir de la “noticia” donde se afirma que los soldados de Qadafi tenían la orden de violar a todas las mujeres de Bengazi? Absurdo, pero mediáticamente eficaz. Y con respecto a los francotiradores: como es posible que en ciudades en manos de los rebeldes se encuentren todavía los francotiradores de Qadafi?

Siempre en el caso de Libia, las imágenes de los soldados libios capturados, asesinados y torturados por los rebeldes se transforman, en los reportes de los medios occidentales, en “soldados libios ajusticiados por sus jefes porque rehusaron ir contra los rebeldes” (6).

¿Qué más? El ejército enemigo, dice la propaganda de los “buenos”, siempre utiliza “escudos humanos”: “se mezcla a la población civil”. Lo dijeron en el caso de Iraq, de Afganistán y de Yugoslavia y ahora de Libia, para justificar las bombas “poco inteligentes” sobre hospitales, mercados, barrios, pueblos muy pobres como en Afganistán…con muchos muertos. No es una justificación: el agresor es externo. El ejército “enemigo” está en su propio estado, puede esconderse donde quiere… Y hay noticias claramente falsas: el 7 de abril la Otan precisa que las fuerzas “de Qadafi” recurren a métodos de “camuflaje” con la población a Misrata, camuflando tanques y artillería en la ciudad. ¿Como es posible? Misrata estaba en manos de los rebeldes, que acusan a los “de Qadafi” de cercarla y aislarla (entonces “los de Qadafi” están fuera).  ¿Y los “opositores”, en este caso los “jóvenes revolucionarios libios”, no se protegen detrás de la población civil?  No solamente: y como se “identifican” con “el pueblo libio”, piden mas bombas…

Se habla también, ahora, de la utilización de las terribles “bombas de racimo” por los soldados libios en Misrata. El gobierno explica: “Seria loco de nuestra parte; tenemos los ojos del mundo sobre nuestros soldados”.  Efectivamente no hay pruebas o fotos ciertas. Y seria también sería inútil utilizarlas.

Mercenarios: nunca se utilizó tan esta palabra como ahora en el caso de Libia. Se acusa Qadafi de utilizar africanos de países subsaharianos: “negros”. Lo que no se dice es que son también de las tribus del sur de Libia. Y no se dice que también en los Estados Unidos – donde hay "ejercito de voluntarios" – es una practica común otorgar la ciudadanía del país a cambio del servicio militar prolongado.  Y lo que no se dice es que en la “guerra al negro” (que sea un negro de Libia o de otros países) que hacen los rebeldes del Este, ¡mataron a unos cuantos migrantes africanos solamente por la color de su piel!

A veces tambien las poblaciones son presentadas como « malas » : los serbios de Kosovo eran como invasores : mismo si vivian allí desde siglos…

Técnica de propaganda 4 : « los buenos, los verdaderos representantes del pueblo, contra el tirano »

Los buenos que hacen la guerra tienen aliados locales que son pintados como héroes y son « los enemigos del enemigo ». En 1991 hicimos la guerra para los intereses de la riquísima familia el Sceicco de Kuwait, Bin Salah. En 1991 eran heroicos los « independentistas » o los « combatientes de la libertad » del Ejército de Liberación de Kosovo (Uck) en Kosovo contra Belgrado,  antes presentados como « terroristas » por los EEUU  hasta 1998 (7).  Después de la guerra de la Otan, se descubrió que durante el conflicto entre las tropas de Serbia y el Uck en el fin de las hostilidades decretado el 12 de junio de ese año, los jefes militares de la guerrilla kosovara habrían sido responsables de detenciones arbitrarias, torturas y desapariciones. Además, paulatinamente habrían construido una red de tráfico ilegal de órganos junto a los grupos del crimen organizado, presentes tanto en Kosovo como en Albania. Cuando Kosovo, en las manos de los antiguos, volvió a ser un narcoestado.

Eran heroicos también los señores de la guerra afganos, los “mujaidin” de la Alianza del Norte que se aliaron con lo angloamericanos y otros contra los talibanes. Como explican desde mucho tiempo las mujeres de Rawa (Revolutionary Association of the Women of Afganistán), los mujaidin eran responsables de los mismos crímenes que los talibanes en contra de mujeres y hombres afganos.

En el caso de Libia, los actores armados del Este de Libia son pintados como “Comité de liberacion”. Sus ciudades (donde no se sabe si todos los habitantes están  de acuerdo con ellos… sus opositores internos no se manifiestan) son llamadas “ciudades martires” o “Estalingrado de Libia”. Nunca se dice que es una guerra civil, se habla de una “oposición del pueblo libio contra el tirano”. En la reunión de abril 13 en Doha, el primer ministro de la petromonarquía de Qatar (el propietario de Al Jazeera, muy activa en Libia, como Al Arabiya…) indicó que hay que permitir a los rebeldes libios defenderse, y “que tengan suficientes equipos para que se defiendan”; y confirmó su compromiso con la Alianza para seguir “defendiendo al pueblo libio”. El pueblo libio, lo hacen coincidir con un grupo de armados, los llamados “jóvenes revolucionarios del Este”, en realidad actores de una guerra interna y que tuvieron contactos anteriores con Francia, la CIA y otros actores del conflicto. ¿Y qué hace la “coalición de voluntarios aliados” (Otan, mas Qatar y otros)?  a) bombardea a Libia, b) arma (con armas “ofensivas de defensa”) a este grupo, c) le proporciona dinero, d) lo reconoce como los “únicos representantes del pueblo libio” (oficialmente, lo han hecho Francia, Qatar e Italia).

Lo que muy pocos medios dicen en realidad, es que los “jóvenes revolucionarios” de Bengasi, el llamado CNT – Consejo nacional de transición – son en realidad los representantes de una revuelta minoritaria espontánea los primeros dos días, que muy rápidamente se transformó en guerra civil. Una guerra civil bien planeada antes, con una agresión militar extranjera, también preparada antes en Octubre en  París, durante un encuentro entre los franceses y un libio ex miembro del gobierno (8).  La llamada oposición libia tiene varios componentes, entre otros algunos ex funcionarios de Qadafi (como el antiguo ministro Abdel Jalil), clanes tribales opuestos y algunos islamistas. Su común denominador es su alianza extrema con la Otan. Piden y reciben dinero, armas y bombas y desde la segunda mitad de abril, también tropas de tierra, contra sus adversarios. ¿Es legitimo por un movimiento revolucionario establecer una alianza tan imperialista? ¿Y es revolucionaria una organización dirigida militarmente por Khalifa Hifter, quien migró a los EEUU hace 20 años y regresó el 14 marzo a Bengasi. Vivía en Virginia, con quién trabajó, quién sabe,  pero… vivía muy cerca de las oficinas de la CIA…

Otro tema triste e ignorado es el racismo de los “revolucionarios” libios: el gobierno de Chad pidió a las fuerzas de la Otan, proteger a sus ciudadanos en las zonas de Libia bajo el control de los rebeldes, para que no siguieran arrestándolos y matándolos.

En cuanto a los mercenarios… hay sí muchos mercenarios con los “revolucionarios” del CNT.  En marzo, el periódico inglés Daily Mail reveló que “cientos de soldados” del Reino Unido y de Estados Unidos ya estaban operando en territorio libio semanas antes de que empezaran los bombardeos avalados por la Resolución 1973/2011 del Consejo de Seguridad de la Onu (la resolución prohíbe explícitamente el uso de tropas de tierra “en cualquier forma o parte del territorio libio”). El primero en hablar de los “centenares de consejeros militares de EEUU, de Reino Unido y de Francia en Cirenaica” fue el sitio web de inteligencia de Israel, Debkafile (9). Según el diario de Madrid 20 minutos, los insurgentes libios son apoyados por verdaderos mercenarios: antiguos soldados españoles que ahora trabajan para una sociedad de Gibraltar, la SGSI.

Y sobre el reconocimiento de los rebeldes como “únicos y legítimos representantes del pueblo libio”… ¿como es que el ejército y la población juntos no “liberaron” Trípoli como ellos declararon? (10)

Ojalá esto esté conectado a otra mentira que se difundió: “Libia es rica pero los libios son en su mayoría pobres, la riqueza no llega a ellos”. Hasta decir que “muchos libios viven con menos de dos dolares al día”…Pero, como escriben, en una llamada de paz al presidente ruso Medvedev, un grupo de doctores rusos, belarusos y ucranianos, en Libia la población tiene un nivel de vida material elevado y acceso a muchos servicios. (11) Efectivamente, en estos mismos meses, en el Consejo de derechos humanos de la Onu, estaba listo un informe sobre los derechos humanos en Libia: un informe que apreciaba en este estado las mejoras en la educación y aun en la estructura constitucional!

¡Y como fue que los “revolucionarios” no trataron de liberarse pacíficamente del “tirano” como pasó  en Egipto y Túnez? Como fue que pidieron a gran voz las bombas? Una liberación “por la Otan” significa la esclavitud del pueblo libio.

SEGUNDA PARTE. LA VERDAD en LAS GUERRAS

Verdad ocultada 1 : genocidios imperialistas (millones de muertos!) sin punición

¡Las agresiones imperialistas desde 1991 produjeron millones de muertos civiles!

Iraq 1991:  el Secretario de la US Navy del momento estimó que 200.000 Iraquíes murieron (12) en la primera guerra del Golfo, debido a las bombas en las ciudades y también a la destrucción de infraestructuras básicas como las de agua potable, electricidad, producción civil. Ataques deliberados a civiles. Fueron crímenes de guerra, prohibidos por el articulo 54 de la Convención de Ginebra. Habló de genocidio el professor  Thomas J. Nagy, de la George Washington University.  Y después del fin de la guerra (27 febrero 1991) el bloqueo internacional total a Iraq fue la causa de mas de un millones de muertos iraquíes hasta el 2003. La Unicef habló de 500 mil niños de menos de 5 años, muertos entre 1991 y 1998 (cuando las sanciones eran totales) (13). No incriminación al Tribunal penal internacional para George Bush, el general Shwarzcopf y otros…

Yugoslavia 1999: cerca de tres mil civiles (kosovaros y serbios) matados por la Otan y UK. El gobierno de Belgrado pidió inútilmente una investigación por el Tribunal de La Haya sobre Clinton, Blair, D’Alema y otros.  Pero… solo Milosevic el presidente serbio fue condenado….

Afganistán 2001: según cuenta del profesor Marc W. Herold (14) de la Universidad de New Hampshire, 3 mil 767 civiles afganos murieron como resultado del ataque aéreo entre el 7 de octubre y el 7 de diciembre  al país asiático empobrecido (con mis ojos ví en noviembre de 2001 pueblos destruidos). Pero la guerra sigue. Después, se calculan miles de muertos (y muchísimos heridos) cada año, parte por las fuerzas “internacionales”, partes por los “insurgentes”. No incriminación al Tribunal penal internacional.

Iraq 2003: empieza la segunda guerra contra Iraq, que nunca se acabó.  Otro millón de muertos probablemente (15), según un estudio de la organización britanica Opinion Research Business (ORB), desde 2003 hasta 2007 (pero la guerra sigue, con otros muertos).  Solo en la fase de la invasión, marzo/abril 2003, fuimos testigos directos, los pacifistas del Iraq Peace Team (15), de muchísimas masacres por bombas y misiles en mercados y barrios civiles. No incriminación en el Tribunal Penal Internacional. (Por contraste, Saddam sí fue procesado, condenado. Y matado).

Libia 2003: en los primeros días de ataque aéreos por la Otan – oficialmente hechos para proteger a los civiles libios… – murieron casi cien civiles en Tripoli. Después, el gobierno libio habla de ataques a barrios civiles en Trípoli, Sirte en Misrata y otros lugares, y muy cerca del hospital Omar Askar in Sbai’s. En cuanto al Tribunal Penal Internacional, el incriminado es solo Qadafi y su gobierno.

Verdad ocultada 2 : las verdaderas fosas comunes de guerra

Claro que sí, se encontraron fosas comunes en estas guerras, pero con victimas diferentes de lo que los medios nos explicaban…Victimas matadas por los ataques de USA, Onu u Otan.

Iraq 2001 . Meses después de la guerra, un periodista de Iraq, Basem Attia, investigó en el desierto sobre la existencia de fosas comunes señaladas por campesinos. Se descubrió una realidad horible: muchos cadáveres de soldados iraquíes sin signos de heridas sepultados en sus trincheras (16). Confirmó incluido un oficial estadounidense que los tanques yankees pasaron sobre los soldados vivos en sus trincheras…

Y acordémonos de la “calle de la muerte”: los soldados Iraquíes que se retiraban huyendo de Kuwait y que fueron matados en sus camiones por los helicópteros y aviones yankees…

¿Y, en todas las guerras, no son fosas communes todas las casas, hospitales, escuelas, barrios y pueblos destruidos por bombas y misiles? A veces fue imposible de estraer sus abitantes. Me acuerdo que en 2003 algunos doctores erano obligados a escavar fosas muy rapido para los cadaveres de l’obitorio, tanto numerosos.

Verdad ocultada  3 : otros efectos colaterales (migraciones estacionales y muertos)

En Iraq antes de la guerra de 1991 trabajaban centenares de miles de personas de Egipto, Jordania, Bangladesh, Filipinas y otros países. La guerra y el embargo los obligaron a regresar a sus casas, perdiendo un insumo vital. Desde Kosovo, decenas de mileres de kosovaros salieron para otros países, pero no fue debido al « genocidio por los serbios », sino a las bombas de la Otan. Desde Afganistán, la guerra de 2001 obligó a huir a Pakistan o a Irán a mas de un millón de Afganos muy pobres.  La guerra de Iraq en 2003 provocó la salida de ¡cuatro millones de iraquíes! La guerra de Libia « para proteger a los civiles » está provocando la salida hasta Italia de muchas personas de áfrica y Asia que trabajaban en Libia. Al menos mil  hasta ahora (abril 2011) se murieron en el mar Mediterráneo, verdadera fosa común.

Verdad ocultada n. 4: “doble estandard”

La injerencia occidental tiene un ojo muy parcial. Solo hace guerra donde hay conveniencia. En 1991 se hizo la guerra a Iraq porqué invadió a su antigua provincia, Kuwait (un emirado feudal). Pero ninguno hizo la guerra a Israel porque ocupaba los territorios palestinos (y quedó impune la masacre en Gaza, 2008). Si Kuwait fuese un pobre país agrícola, no lo habrían defendido tanto.

Doble standard. En marzo 2011, antes del ataque de la Otan a Libia, Arabia Saudita ingresó con su ejército (dos mil soldados y tanques) en Bahrein, masacrando una oposición pacifica y verdaderamente de masas (17). Pero las petromonarquías no se tocan. Lo mismo en Yemen, donde las tropas del dictador amigo de EEUU masacran a civiles.

Doble standard: hay un embargo de armas a Libia, pero a los rebeldes en Libia se le dan armas. El 13 abril en Doha, Hammad Bin Jassim, primer ministro de Qatar, aseguró que "las necesidades del pueblo libio incluyen métodos de autodefensa que no sólo se limitan a las armas de defensa sino también ofensivas". Y el ministro inglés Hague indicó además que el Gobierno de su país entiende, en el marco de la resolución de las Naciones Unidas, que el embargo de armas contra el país del norte de África se debe aplicar, “pero en algunas circunstancias es posible -dentro de la resolución- suministrar a la población los medios necesarios para su defensa.

Verdad ocultada n. 5: “Existen y existían alternativas”

En todas las cinco guerras, en estas hojas se encontraron alternativas a las armas para prevenir la guerra con soluciones negociadas.

En 1991 Saddam Hussein propuso retirarse de Kuwait  y que Israel se retirara de los teritorios palestinos que para la ONU misma eran y son ocupados ilegalmente. Propuesta rechazada, por supuesto. En 1999 Milosevic aceptó las condiciones de la Conferencia de Rambouillet hasta que le impusieron condiciones inaceptables para un estado soberano. En 2001 los talibanes mismos dijeron que estaban dispuestos a entregar a Osama Bin Laden a un tribunal internacional bajo pruebas de se implicación en el ataque del 11 de septiembre a New York. En 2003 Saddam Hussein propuso inspecciones internacionales a Iraq para verificar la ausencia de armas de destruccion masivas. Fue en vano.

En el caso de Libia 2011, Venezuela y los países del Alba desde el inicio propusieron una solucion de mediación internacional a este problema interno libio y la presencia de observadores no armados de paises no inmiscuídos. El gobierno libio la aceptó, incluida la idea de una misión de la ONU. Propuestas ignoradas. Después, fue la Unión Africana que trabajó para una solución. Propuestas ignoradas por los “rebeldes” y por la OTAN.

…Y una palabra de verdad: pero la dijo George Bush en 1991…

¿Por qué Occidente y sus aliados hacen intervenciones armadas con pretextos y mentiras, guerras con masacres? Una razón la indicó el presidente estadounidense George Bush (el de la primera guerra del Golfo): “El estilo de vida de Estados Unidos no se discute”. Para alimentar el estilo occidental (que ahora es compartido por las élites del Sur tambien) necesitan recursos fósiles y materias primas, necesita un control geoestratégico. ¿Por qué si no, las casi mil bases militares de EEUU en el mundo (la de Libia fue cerrada hace mucho tiempo)?

No es solo el petróleo. Es tambien la necesidad de mantener la “economía de guerra” que “gravita con extrema fuerza en el funcionamiento de la lógica del capital. Si la economía de la  guerra colapsa, hace crisis el capitalismo tardío, se derrumba e implosiona”. (18)

Si los pueblos occidentales quisieran verdaderamente oponerse a las guerras que sus gobiernos hacen regularmente, ellos  deberian suprimir el consumismo y la economía de rapiña y de deuda ecológica. Deberian inspirar su vida y su política a la ecologia de justicia, a la legalidad internacional y a la empatía con los seres vivientes.  Deberían boicotear la economía de las multinacionales, no solo petroleras. Deberían permitir a los paieses del Sur utilizar e intercambiar entre ellas los recursos que quedan, para el desarrollo.  No hay bastante recursos para alimentar el gasto superfluo de los ricos así como las necesidades de los pobres  y al mismo tiempo regresar a un equilibrio climático. Pero los ciudadanos del Norte, tambien los activistas, ¡“comen” mucho petroleo!

Y si la guerra fuera tambien contra…la “anomalia” financiera de Libia? Como resume la presidenta del Public banking Institute (19)  a la diferencia de la mayoria de los estados del mundo, el Banco central de Libia es totalmente estadal. Significa que el gobierno libio crea(ba) su moneda, el dinar, sin tener que pagar intereses a bancos privados. De esta manera se reducen los gastos de proyectos públicos en un 50%. Una gran ayuda para desarrollar, como hizo Libia, proyectos económicos y sociales, y tambien el Río Grande para llevar el agua fósil del Sahara hasta la costa.  ¡Un mal ejemplo!

No solo a los países de America Latina, Qadafi  llamó también a los países árabes y africanos a crear una moneda autonoma, ¡liberándose del dolar y del euro!

NOTAS

  1. Michel Collon, http://www.michelcollon.info/?lang=fr
  2. En honor a Augusto Massetti, el soldado italiano anarquico internacionalista que en 1911 rechazó la expedicion en Libia y fue encarcelado. (Laura De Marco, Il soldato che disse no alla guerra. Storia dell’anarchico Augusto Masetti, Edizioni Spartaco, Santa Maria Capua Vetere, 2003)
  3. Rick Rozoff, From Ivory Coast to Libya And Beyond: The Conquest of Africa (http://www.globalresearch.ca/index.php?context=va&aid=24218)
  4. http://www.icc-cpi.int/NR/exeres/8974AA77-8CFD-4148-8FFC-FF3742BB6ECB.htm
  5. http://www.telesurtv.net/secciones/noticias/91840-NN/pacifistas-constatan-que-no-hubo-bombardeo-en-oeste-de-libia-por-ejercito-de-gaddafi/ 
  6. http://www.ipharra.org/article-libia-rivoltosi-giustiziano-soldati-69310979.html
  7. http://rpc.senate.gov/releases/1998/kosovo.htm
  8. Franco Bechis, Libero, 24 mars 2011
  9. Exclusive report: “Us military advisers in Cyrenaica: Qadafi’s loses his airforce”, Vds, Debkafile, 25/2/2011.
  10. http://www.cubadebate.cu/reflexiones-fidel/2011/03/03/la-guerra-inevitable-de-la-otan/
  11. http://windowstorussia.com/tag/cis-countries

(12)  http://www.againstbombing.org/Reeceiraq.htm

(13) http://www.unicef.org.uk/index_s.asp?sct=news&filen=../news/iraq1.htm

(14)http://www.nodo50.org/ecologistas.cadiz/EACadiz/sitioEACadiz/guerra2.html

(15) Marinella Correggia, Si ferma una bomba in volo?, Terre di mezzo, Milano 2003

(16) Stefano Chiarini, “Fosse comuni di soldati”, il manifesto, 6 febrero 1992

(17) Nos escribe un amigo italiano que vive en Bahrein: “ninguno en Occidente parece comprender  la diferencia entre Bahrein y los otros movimientos en los países arabes. En Egipto, y tambien en Tunez, manifestó una minoría, aun grande. En Libia hay una guerra civil, donde una parte tomó  armas para llegar al gobierno. En Bahrein, la gran mayoria de la población se movilizó. Prácticamente todos a exclusión de niños y viejos, y tambien participó una buena parte de la minoria sunni.  Aquí en Bahrein, un referendum como el que hubo en Egipto, lo habrian ganado!

(18) Francisco Cedeño http://www.aporrea.org/internacionales/a121532.html

(19) www.globalresearch.ca/index.php?context=va&aid=24306

mari.liberazioni@yahoo.it

Marinella Correggia *

http://www.aporrea.org

Fecha de publicación: 22/04/11

 
(*)Periodista, escritora, campesina y activista para la paz y la justicia ecológica. Vive en las colinas de Italia central. Participó  en delegaciones de paz a Baghdad en 1991, a la solidaridad contra el embargo a Iraq, a delegacciones a Belgrado en 1999 y a Baghdad en 2003; fue a Afghanistan en 2001.  Autora de L’Alba dell’avvenire (sobre el proyecto del Alba) y de Si ferma una bomba in volo? (diario de guerra en Iraq). 

 

 

Potrebbero interessarti anche...